DE PASEO POR HENDAYA

Que pasa cuando le preguntas a los peques de la casa, donde quieren comer. Pues que te encuentras respuestas inesperadas. Y eso nos paso cuando a la “enana mayor” se lo preguntamos. Y su respuesta: Quiero comer en Francia. Asi que, cogimos las llaves del coche y carretera. 

Fuimos a Hendaya. El pueblo mas cercano a España. Encontramos, por casulidad, un bar que no habia cerrado la cocina. Los horarios de comida en nuestro pais vecino son diferentes al nuestro, y tampoco podiamos pedir mas.

Las paredes del bar estaban llenas de fotografias y eran espectaculares. Asi que preguntamos a ver de donde eran y para nuestra sorpresa, era Hendaya.

Fuimos a la oficina de turismo, que soy fan numero uno, y preguntamos por una foto que habiamos visto de unas rocas. La chica nos explicó que habia una ruta para hacer a pie. Nos explico donde aparcar gratis y empezar la ruta. 

Con el plano en mano y el coche aparcado, nos fuimos directos al punto de entrada que nos habia marcado. Hay una puerta nos dijo. Nos costo algo encontrarlo. Hay que cruzar por la playa en vez de por la acera. Por la acera hay un hospital y el acceso esta restringido. Asi que bordeamos el hospital por la playa y llegamos al punto donde empezaba el recorrido.

Para nuestra sorpresa habia un parking enorme. Se supone que es de pago pero las máquinas estaban inhabilitadas. Asi que podeis decidir si ir en coche hasta la entrada o dar un paseo por la playa.

De todas maneras, ya estabamos en la puerta que tanto nos habia costado encontrar.

El paseo hay que hacerlo a pie. No pueden entrar bicis. Pero hay un parking de bicis al lado de la puerta. Los perritos tampoco pueden entrar. Esto no lo entiendo, pero son las normas. Hay dos recorridos diferentes para hacer. Uno en linea recta y otro circular. Nosotros optamos por el circular. Fuimos hasta el punto mas alejado y asi al terminar la vuelta, estariamos casi en la entrada.

Por el camino, lo primero que nos encontramos es un museo. Se llama “Ferme LARRETXEA”. Segun el calendario que nos encontramos en la puerta tenia que estar abierto, pero no tuvimos esa suerte. Asi que tendremos que volver. 

Lo siguiente que nos encontramos fue una casa antigua. Se llama “Ferme NEKATOENA”.  No se puede entrar. Al lado tiene unos baños publicos. 

Seguimos nuestro camino hasta el desvio que queriamos tomar para hacer el recorrido circular. Y para nuestra sorpresa nos encontramos esta preciosa abadia. Nuestra idea era entrar pero esta todo verjado. La entrada esta por otro lado. Asi que como nuestra primera intencion era volver otro dia, ya tenemos algo mas para ver.

Al llegar al desvio, el pavimento cambia. Lo que se dice camino, pues no es. Mas bien monte a traves, que con el paso del tiempo y las pisadas de los visitantes, la ruta ya es fija. No tiene perdida.

Hay varios miradores durante todo el recorrido. Para poder ver las rocas desde diferentes puntos.

Ya de vuelta, el camino cambia. Un prado verde, que las ganas de correr se apoderan de cualquiera. Y que es un prado sin animales? Nosotros encontramos un rebaño de ovejas pastando y un precioso caballo que al relincho del padre de la familia, vino a saludarnos.

Y aqui acaba nuestra excursion que gracias a la “enana mayor” pudimos disfrutar.

Esperamos que os haya gustado y que nos sigais para no perderos ningun viaje de las enanas en ruta. 

Si quereis mas informacion no dudeis en dejar vuestro comentario.

2 comentarios sobre “DE PASEO POR HENDAYA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s